Lunes

Cada lunes llegan los maestros a las escuelas desde las ciudades o pueblos donde radican, trayendo mercadería en micros destartalados, camionetas alquiladas con dinero de su propio bolsillo, caballos prestados o caminando. Muchos deben hacer trámites bancarios por lo que recién a la tarde llegarán a sus lugares de trabajo.

También llegan los alumnos desde sus hogares, algunos ubicados en parajes remotos, por lo que deben recorrer largas distancias a caballo, en bicicleta o a pie. Llegan a la escuela después de pasar el fin de semana con sus familias, donde lejos de descansar, debieron ayudar en trabajos domésticos como juntar leña, lavar ropa y cuidar animales. Ellos no sólo vuelven a las aulas, también vuelven a la dieta de las cuatro comidas diarias, a la cama individual, a la ducha diaria y al tiempo para jugar. Cuando se les pregunta a los niños y niñas cuál es el día más lindo de la semana, todos están de acuerdo: el lunes.

   
 

---------------------------

Escuelas de tierra adentro
Año 2008